Sábado, 16 de noviembre de 2019

25.000 Banderas y un escudo

Vía: @Illarra4 twitter

Vía: @Illarra4 twitter

‘Locura’ es hacer la misma cosa una y otra vez esperando resultados diferentes.
Albert Einstein

Hacía tiempo que no nos disfrutábamos ni nos dolíamos tanto, a la vez. Me dolió ese adiós.
Mucho.
Te disfruté hasta el último aliento. Hasta el último ondeo de 25.000 banderas.Te gocé dentro. Fui vacía sólo para llenarme de ti. Para no perderme nada. Para dártelo todo.

Quise impregnarme de tu esencia en una tarde en la que íbamos predispuestos a ser un mismo ser.
Sólo uno.
Porque siempre fuimos uno.
Quise devolverte un poquito de todo lo que me diste. Entregarme en cuerpo y alma. Sacar de lo más hondo una emoción contenida por el paso de las jornadas. Y de los puntos. De los logrados y de los perdidos.

Era la noche de la verdad. Con o sin velas. Con o sin ropa. Sin copas. Sólo nosotros.
25.000 banderas.
Y un escudo.

Cara a cara. Frente a frente. Gol a gol. Penalti primero. Empate después. Un 1-2 poco merecido, desde mis ojos, claro. Pero un golazo… ¿¡Para qué negarlo!?

Lo jugaste todo. Balones blindados. Postes endiablados. Carreras imposibles pero logradas. ¡Qué gozada verte gozar! Porque gozaste. Gozamos.

Y en el horizonte una lágrima. Siempre supimos que nos envolvería la emoción. Lo sabíamos. ¡No me digas que no! Yo fui con los nervios de la primera vez. De cada vez. Porque cada vez que estamos es como si fuera la primera. Así me pones.

Me dolió saberte lejos tras noventa minutos de los de antes. De los de grada. Una nunca se acostumbra a tu ausencia, que es lo peor que me trae cada verano. Nos fuimos sin hacer los deberes. Dejando las cosas como están. Una séptima que no nos complace. Una quinta que nos merecimos. Una sexta que ansiamos.

Y volvemos a Vigo. Allí donde una vez tampoco fuimos. ¡Cómo lloramos! ¿Recuerdas? Aquella tarde en la que su grada parecía la nuestra. En la que rozamos otros cielos. Hasta que se nos acabó el aliento.

Vigo. Siempre especial. Tierra de mares y mareas. Paraíso azul donde esperamos que sea el azul quien se imponga a rojo y amarillo. Villareal y Athletic. Dos rivales. Tres nombres propios. ¡Qué bonita lucha vista desde fuera!

Vigo.
Otra vez.

Que esas 25.000 banderas te acompañen en mi ausencia. Que tus retinas te devuelvan todo lo que vivimos cuando nos sentimos con tanta pasión. Y que al final de la liga volvamos a encontrarnos allá arriba. Haciendo que nuestro escudo vuelva a estar entre los grandes de Europa.

Porque lo hacemos por nuestro escudo.
Por esas 25.000 banderas.
Por ti. Porque tú somos TODOS.
Porque eres tú. REAL SOCIEDAD.

Los comentarios están cerrados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

error: ¡El contenido está protegido!