Sábado, 23 de septiembre de 2017

Adnan Januzaj: un diamante por pulir

Análisis de Adnan Januzaj, el nuevo fichaje de la Real Sociedad.

la buena

5 de octubre de 2013, Stadium of Light. El Manchester United de David Moyes cae por 1-0 al descanso en el encuentro correspondiente a la séptima jornada de la Premier League 2013/14. A los Red Devils les toca remontar el tanto inicial de Gardner para sumar los tres puntos, y Adnan Januzaj —una de las principales apuestas personales del técnico escocés en su periplo en el banquillo de Old Trafford— resuelve la difícil papeleta que hasta ese momento tenía su equipo. Con un doblete en la segunda mitad, el futbolista belga, que empezó el partido como titular jugando en banda izquierda, salta de inmediato a la fama dentro del fútbol europeo. Su irrupción es meteórica. Y no es para menos. Aquel chico liviano que aquel entonces tenía tan solo 18 años robó el protagonismo a jugadores de la talla de Rooney, Van Persie o Nani para completar la remontada de todo un Manchester United. Casi nada.

Así fue y así se narró el primer gran encuentro que completó Adnan Januzaj (Bruselas, 1995) en su carrera como futbolista profesional. Aunque su debut oficial con el ManU se produjese dos meses antes, en agosto de 2013 cuando sustituyó a Robin Van Persie en la Community Shield, a ojos de todo el mundo el nacimiento del Januzaj jugador lo debemos situar en dicho partido liguero ante el Sunderland. Sin embargo, con el paso de años el crecimiento del talentoso extremo belga se estancó, y su imagen como una de las jóvenes promesas con mayor proyección fue perdiendo credibilidad a medida que fue acumulando experiencias en el extranjero y en Inglaterra.

MOYES FUE SU PRINCIPAL VALEDOR Y CON ÉL EMPEZÓ TODO

Adnan Januzaj se formó en las categorías inferiores del Anderlecht, hasta que en 2011 aterrizó en la Premier para firmar por el Manchester United. Con Sir Alex Ferguson no debutó jamás, pero su momento llegó con David Moyes. El ex técnico txuri-urdin contó con él desde el principio de su arribo para la primera temporada de la era post-Ferguson, y lo cierto fue desde ese mismo instante se empezó a vislumbrar todo el potencial de Januzaj.

En su primer y único Man Utd, Moyes vio en Januzaj a un hombre de banda capaz de desequilibrar desde su costado. El entrenador escocés le empezó a situar mucho por el perfil izquierdo para que jugase a pierna natural, y desde esa zona del campo en el 1-4-4-1-1 que dibujaba habitualmente Moyes, el belga fue jugando sus primeros partidos. El hasta ahora técnico del Sunderland veía en él al típico extremo con buena técnica y mejor manejo de balón que tenía facilidad para desbordar. Le trató de esa manera y poco a poco se fue convirtiendo en un extremo habilidoso de banda que, con su presencia y conducciones, atraía marcas y fijaba rivales. Tal fue su impacto que David Moyes le otorgó cierta libertad para aparecer por los pasillos interiores y coronó su primer año en la élite con la llamada de Marc Wilmots para disputar la Copa del Mundo de Brasil 2014 en representación su país de origen: Bélgica.

Januzaj fijando rival (vs Zenit)

Pero con la marcha del propio David Moyes y la llegada de Louis Van Gaal, Adnan Januzaj fue desapareciendo, participó en muchos menos choques que en el curso anterior y con alguna lesión de por medio se vio obligado a salir. Necesitaba probar suerte lejos de Mánchester y el Borussia Dortmund fue su próximo destino.

Januzaj fijando rival (vs Sunderland)

SU —CORTA— ESTANCIA EN DORTMUND

Thomas Tuchel pensó en él para construir su equipo en su temporada inaugural en el Dortmund. El fichaje de Januzaj por el cuadro aurinegro despertó muchas ilusiones en su día, pero pese a ello tan solo duró unos seis meses en la disciplina del Borussia. En un BVB en el que compartió vestuario y once con gente como Reus, Mkhitaryan, Aubameyang o Gündogan no cuajó, pero en Dortmund, Januzaj evolucionó en algunos aspectos del juego.

Tuchel no le quería tanto en la izquierda como sí hiciese Moyes y le ubicó en el costado opuesto, la derecha. Desde ahí, Adnan Januzaj empezaba a trazar sus diagonales hacia dentro, pero su participación en el juego no se quedaba en eso. Al formar parte de un conjunto muy dominante como era el primer Borussia Dortmund del entrenador alemán, el futbolista belga intercambiaba mucho la posición con sus compañeros y fue entonces cuando vimos al Januzaj más rematador que no goleador. La naturaleza del jugador no había cambiado, pero con Tuchel sus movimientos sin balón le llevaban a pisar bastante el área.

Januzaj finalizando área rival (vs Leverkusen)

Finalmente, su falta de adaptación a la Bundesliga en general y al BVB en particular le costó caro. En el Signal Iduna Park solo dejó destellos de su calidad y el equipo de la cuenca del Rhur confirmó a principios de 2016 devolvía a Januzaj al Manchester United. “Nunca tuve la sensación de que Adnan estuviera aquí con todo su corazón, sino que una parte de él se quedó en Mánchester y comparó todo con el Man Utd”, argumentó Tuchel y se marchó.

Januzaj finalizando área rival (vs Krasnodar)

JANUZAJ EN EL SUNDERLAND

La figura de David Moyes volvió a tener un peso importante en la trayectoria de Januzaj cuando reclamó su incorporación en calidad de cedido para el Sunderland. Ante la tarea de salvarse de la quema del descenso, el nuevo jugador de la Real Sociedad no aportó demasiado en un equipo en el que la única amenaza real a lo largo de la campaña pasada fue Jermain Defoe, máximo goleador de los suyos y autor de 15 de los 29 goles que anotó el conjunto del norte de Inglaterra.

Januzaj atrayendo rivales (vs Man City)

El preparador escocés volvió a probarle en banda y le puso bastante en posiciones más centradas como enganche cuando jugó con defensa de 3 dispuso el 1-3-4-1-1. Tan solo marcó un gol y dio tres asistencias entre todas las competiciones. Y el Sunderland terminó perdiendo la categoría como colista de la última edición de la Premier League.

Januzaj mediapunta (vs Sunderland)

JANUZAJ EN CLAVE TXURI-URDIN

Dentro del plan de Eusebio Sacristán, Adnan Januzaj puede tener cabida. El futbolista belga —que ya sonó anteriormente para recalar en las filas txuri-urdin— se trata de un extremo habilidoso que, además de tener una técnica depurada, tiene una buena visión de juego. Su perfil como jugador de banda lo vinculamos más con la gestación de juego en 3/4 y no tanto con la finalización o el gol, pues es un extremo que tiene buen uno contra uno, desequilibra partiendo desde el costado y sabe asistir; tiene capacidad para ello.

Si cuenta con minutos y los aprovecha, Januzaj puede convertirse en un recurso ofensivo de cierto nivel del que eche mano Eusebio en numerosas ocasiones. Por condiciones y contexto, puede llegar a ser el hombre de banda que tanto necesitaba el técnico de La Seca.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

error: ¡El contenido está protegido!