Martes, 19 de diciembre de 2017

PRIMER EQUIPO

Expediente Juanmi

HAT TRCIK. LAS TRES CLAVES DELPARTIDO

Foto: Karlos Aginaga

Foto: Karlos Aginaga

Se consiguió un punto contra el Athletic de Bilbao en el derbi. Un derbi en el que se pudieron vislumbrar aspectos positivos en el juego del conjunto donostiarra y algún lunar en la faceta ofensiva, que hizo que el partido no fuera redondo para el cuadro txuri urdin.

Un encuentro en el que la escuadra dirigida por Eusebio Sacristán salió al campo primando el aspecto defensivo e intentando construir la victoria desde los cimientos defensivos.

Y esta vez el sistema defensivo si estuvo fino. Se vio a los jugadores centrados en las marcas y persiguiendo a su par cuando correspondía, la frontal del área blanquiazul siempre estuvo acorazada para impedir remates e incorporaciones de efectivos rivales, Rulli defendió el arco con solvencia y los centrales en el juego aéreo estuvieron agresivos.

Sin embargo en ataque, en la zona de tres cuartos faltó velocidad y aceleración en el juego, tal vez por los excesivos toques que se produjeron ante la ausencia de movimientos a los espacios.

Y es que en la Real Sociedad todos juegan al pie y pocos se mueven a los espacios, con lo que esto conlleva. Faltan desmarques que arrastren jugadores rivales y abran huecos en la defensa contraria que faciliten pases claros.

Falta lo que hacen Zurutuza y Juanmi cuando se encuentran en el campo. Zurutuza recepciona y rápidamente mete un pase a la espalda de la defensa rival para que Juanmi empieza a tirar el desmarque y corra al espacio, una jugada que ya ha dado sus frutos a la escuadra txuri urdin. Un movimiento que aunque no acabe en gol, mueve a la defensa del contrincante, abre aclarados y hace perder la referencia a los marcadores. Y cuando hay huecos los pasadores se frotan las manos.

Además Juanmi es uno de los jugadores que menos remates a puerta necesita para convertir las ocasiones y es un especialista en los movimientos sin balón. Un complemento imprescindible al juego de posesión de Eusebio Sacristán que añade el factor sorpresa y que es un lujo tener en el banquillo.

El próximo rival de los txuri urdin será un ciclotímico Sevilla. Capaz de saltar al verde y arrasar con todo o languidecer o empezar perdiendo y remontar, según tenga el día.

Actualmente se encuentra en la quinta posición de la tabla clasificatoria y presenta el máximo equilibrio en su balance ofensivo defensivo con diecinueve tantos a favor y otros tantos en contra.

En las últimas citas ha utilizado el sistema 1-4-3-3, un esquema que favorece la presión sobre la defensa rival, que otorga situaciones favorables con extremos además de no desgastar demasiado en ataque a los efectivos y que en defensa, produce ventajas zonales a la línea de contención.

Una oportunidad para que la Real Sociedad consolide el sistema defensivo y resuelva sus problemas de movilidad y aceleración en ataque en búsqueda de la victoria.

LAS CLAVES 

1-Aprovechar las bandas

El sistema de juego del Sevilla genera un espacio entre el lateral y el extremo que puede ser aprovechado por los especialistas de banda del equipo txuri urdin, para atacar la defensa sevillana.

2-Consolidar el sistema defensivos

Contra el Athletic de Bilbao se intentó llegar a la victoria desde la solidez defensiva. Un acierto que ha de tener recorrido y ha de consolidarse como un activo del equipo donostiarra en el encuentro contra los hispalenses.

3-Movilidad, aceleración, verticalidad 

Movimiento, aceleración y verticalidad, son tres facetas a incorporar en los tres cuartos de cancha de la Real Sociedad para provocar desajustes en la defensa rival y facilitar la labor a los pasadores del equipo donostiarra.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

error: ¡El contenido está protegido!