Sábado, 10 de febrero de 2018

PRIMER EQUIPO

Un escenario grande para medir la ilusión recuperada

REAL MADRID-REAL SOCIEDAD. LA PREVIA

Foto: realmadrid.com

Foto: realmadrid.com

Va siendo hora de que la Real deje de salir derrotada de antemano en los grandes escenarios. En el Santiago Bernabéu, como en el Camp Nou, lo viene haciendo con frecuencia. Y por eso, es un feudo idóneo para medir la ilusión recuperada (sábado, 20.45 horas, Santiago Bernabéu, Movistar Partidazo). Es hora, sí. Hora de luchar en condiciones, de buscar puntos y, por qué no, ese triunfo que tan imposible parece cada vez que el equipo txuri urdin juega en el Paseo de la Castellana. El Real Madrid está en mal momento, muy lejos de la lucha por el título y pensando en la Champions de la próxima semana como tabla de salvación de la temporada. La Real, por cierto, también juega en Europa el jueves, aunque pocos se acuerden de ello al hablar de este encuentro. Uno en el que los de Eusebio pueden dar un golpe de efecto y comenzar a enderezar la temporada de cara a la segunda vuelta liguera y ante el decisivo duelo contra el Salzburgo.

Malísima noticia la que ha recibido la Real en vísperas de su viaje a Madrid. Willian José se ha lesionado, una fractura en un dedo, y estará unas tres semanas de baja. El equipo afrontará sin su máximo goleador no solo el partido del Santiago Bernabéu, sino también la eliminatoria europea que arranca el próximo jueves. Eusebio, en todo caso, no ha dado demasiadas pistas de cómo pretende hacer frente a este contratiempo, ya que ha convocado a todos los jugadores disponibles de la primera plantilla. Es decir, que solo se quedan fuera el delantero brasileño, Januzaj y Carlos Martínez. Eso, al mismo tiempo, supone la inclusión en la lista de 20 de los dos jugadores que habitualmente ven el partido desde la grada, Rubén Pardo y Jon Bautista. Y Héctor Moreno viaja por primera vez con el grupo. Habrá, lógicamente, dos descartes antes del encuentro, y para decidirlos parece seguro que Eusebio tendrá en cuenta el partido europeo.

Así las cosas, es difícil saber cuáles son los planes del técnico con respecto al choque del Bernabéu, si habrá rotaciones, como las hubo cuando la Real disputó la ronda de grupos de la Europa League, o si saldrá con todo lo que tiene. Rulli estará bajo palos, y todo apunta a que la pareja de centrales será la inédita dupla que forman Elustondo y Héctor Moreno. Lo normal es que Odriozola y Kevin estén en los laterales. El centro del campo verá seguramente la vuelta de Zurutuza junto a Illarramendi y Prieto. Y ahí empiezan las auténticas dudas. Da la impresión de que, con un Agirretxe que lleva dos años sin jugar un partido completo, el hombre más adelantado será Bautista. Pero no se puede descartar la táctica del falso delantero y que sea Juanmi, con Oyarzabal y Canales flanqueándole. A la espera de los dos descartes, menos opciones parecen tener Toño, Navas, el tocado Llorente, De la Bella, Pardo, Zubeldia y Guridi.

La goleada ante el Deportivo ha devuelto el optimismo y ha dado aire a la Real. El equipo de Eusebio es decimocuarto en la tabla, con 26 puntos, de nuevo más cerca de Europa, a siete, que del descenso, a nueve. El Real Madrid es cuarto, cierra la zona de Champions con 39 puntos, pero está a 19 del líder, el Barcelona, aún teniendo un partido menos. La Real rompió la pasada jornada una racha de cuatro derrotas consecutivas, pero tiene todavía una losa a domicilio, ya que no gana lejos de Anoeta desde la octava jornada, 0-2 al Alavés. Desde entonces, cuatro derrotas y solo dos empates, ante Girona y Athletic. El Real Madrid es el equipo menos fiable como local de la parte noble de la clasificación, y solo ha ganado seis partidos de los once que ha disputado en el Bernabéu. De los tres últimos partidos, solo sumó tres puntos en el último, 7-1 ante el Depor, después de haber perdido ante Barcelona y Villarreal. Eso sí, es el conjunto local más goleador tras el Barcelona.

La Real tendrá que hacer frente a Madrid, lugar maldito. Por historia y por pasado reciente. En total han sido 70 las visitas ligueras al campo del equipo madridista y 51 de ellas acabaron en derrota, 16 en empate y solo en tres ocasiones salió victorioso el conjunto txuri urdin. La última de ellas, la de la temporada 2003-2004, fue además el último triunfo que logró en el Santiago Bernabéu. Aquel día el marcador acabó con un glorioso 1-4 que hicieron posible Xabi Prieto en dos ocasiones, la segunda de ellas su primer penalti en la élite, Kovacevic y De Paula. El 9-1 de la temporada 1968-1969 es la derrota más abultada cosechada en este escenario y la peor a domicilio de la Real en la historia de la Liga. Son ya ocho derrotas consecutivas en el feudo madridista y la última vez que se logró puntuar fue con el 1-1 de la campaña 2005-2006, con gol de Mark González.

Como ya es costumbre, la Real perdió en el Bernabéu la pasada temporada con relativa facilidad. Lo hizo a pesar de que no entró mal al partido, tuvo incluso una buena ocasión en una falta lejana botada por Willian José, y a que el Madrid hizo un encuentro bastante gris. Pero pasada la media hora, un pase de Cristiano Ronaldo destrozó la línea defensiva realista y permitió a Kovacic plantarse delante de Rulli y hacer el 1-0. Juanmi tuvo el empate a renglón seguido, pero su disparo se marchó fuera. Al arrancar la segunda mitad, la jugada del -0 fue idéntica a la del primer gol pero con los papeles invertidos, pase de Kovacic y gol de Cristiano. Cualquier posibilidad de soñar con la remontada la abortó Iñigo Martínez, en una estúpida patada a destiempo sobre Casemiro que le costó la segunda amarilla y la expulsión. El Madrid, sin mucho juego, se limitó a redondear su clara victoria a ocho minutos del final con un cabezazo de Morata que culminó una buena contra.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

error: ¡El contenido está protegido!