Lunes, 5 de febrero de 2018

Héctor Moreno en el lugar de Iñigo

Análisis de lo que puede aportar Héctor Moreno, el último fichaje de la Real Sociedad.

dt.common.streams.StreamServer

Con la sonada salida de Iñigo Martínez rumbo al Athletic Club de Bilbao, la Real Sociedad perdió al único central zurdo que tenía en su plantilla. A partir del momento en el que se confirmó su marcha, Eusebio era conocedor de que iba a perder a una pieza importante dentro su sistema. Porque aunque no estuviese atravesando por su pico de forma más alto, Iñigo seguía siendo indiscutible. Y por ello, la Real acudió al mercado invernal el día 31 de enero para cerrar la contratación de Héctor Moreno. Un defensa que, sin ser Iñigo Martínez, comparte varias similitudes con el zaguero vizcaíno.

Héctor Moreno (Culiacán, 1988) se dio a conocer en el fútbol español cuando Mauricio Pochettino lo fichó para su Espanyol en verano de 2011. Sin embargo, el flamante nuevo jugador de la Real no tuvo su primera experiencia europea en el conjunto catalán, sino que probó primero suerte en Holanda, en la Eredivisie. Allí, un jovencísimo Héctor Moreno —con 20 años— se hizo un nombre. En el Az Alkmaar de Louis van Gaal se proclamó campeón del campeonato holandés, y para su posterior desarrollo como futbolista en Europa fue clave que esos primeros años en los Países Bajos se diesen tan bien. Los hay que cruzan el charco y sienten la necesidad de volverse por no cuajar en el fútbol europeo, pero el de Héctor Moreno no fue el caso.

Héctor Moreno es un central que se parece en algunas cosas a Iñigo Martínez.

De la mano de Pochettino en el Espanyol, empezó a mostrar lo que puede dar de sí en una liga más competitiva que la Eredivisie. En la Liga BBVA no pasó desapercibido en sus primeras temporadas con el Espanyol y fue entonces cuando precisamente vimos lo que puede ofrecer ahora Héctor Moreno. Jugando al lado de Forlín o Raúl Rodríguez, el internacional mexicano ya se destapó como un central zurdo de buena técnica que también sumaba de vez en cuando en las acciones de estrategia. En Héctor Moreno se veía a un zaguero elegante que podía tener futuro en una competición en la que cada vez los equipos demandaban más centrales como él, de su mismo perfil. Y en total estuvo cuatro años en el RCD Espanyol antes de regresar a Holanda para defender los colores del PSV de Phillip Cocu y probar suerte en Italia.

La falta de minutos en una Roma en la que Di Francesco siempre confió más en Fazio y Manolas por las lesiones que fue sufriendo, han ayudado a que Héctor Moreno haya llegado a Donosti para enrolarse en las filas de la Real. Todavía quedan cuatro meses de competición, y pudiendo jugar la Europa League, Héctor Moreno apunta a que puede ser un hombre importante para Eusebio Sacristán.

Cuando coja ritmo y se ponga a tono, Héctor Moreno contribuirá en una de las fases del juego en la que Eusebio más exige a sus centrales: la salida de balón. Al de La Seca le gusta contar con centrales que posean una buena calidad técnica y el defensa mexicano cumple con dicho requisito. Héctor Moreno tiene un buen pie izquierdo y lo utiliza para salir jugando tanto en corto como en largo. Es de los que confía en su conducción para fijar y superar a los puntas rivales, y de igual modo también hace uso del desplazamiento en largo para conectar con los jugadores más alejados si es necesario.

Héctor Moreno también tiene experiencia internacional. A la espera de que entre en la convocatoria de México para ir Mundial de Rusia, ha estado ya en dos citas mundialistas.

Así, Héctor Moreno encaja como anillo al dedo dentro de lo que quiere Eusebio Sacristán de sus centrales. Lo normal sería que ocupe el flanco izquierdo y que juegue al lado de Diego Llorente, Aritz o Raúl Navas, y desde esa posición Héctor Moreno podrá hacer lo que mejor sabe. Ayudará en que la salida de la pelota por parte de la Real sea limpia y aseada y, en el caso de que tenga que dibujar diagonales con balón, el ex de la Espanyol servirá de lanzador para que Willian José, por ejemplo, baje al césped los envíos directos del propio Héctor Moreno.

Si su entrenador lo considera necesario, su presencia en la plantilla txuri-urdin la permitirá a Eusebio repetir la fórmula que ya utilizó en la derrota ante el Villarreal. Con él, la Real Sociedad pasará a contar con cuatro centrales en total, y en esas, Héctor Moreno podría hacer de central con una línea de tres como ha solido hacer alguna vez en la Selección Mexicana con Juan Carlos Osorio.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

error: ¡El contenido está protegido!